Sentencia:


"Cuando pronuncias, piensas, intuyes o escribes "JesuCristo", te quitas de un tirón a los demonios de encima". Para comprender bien esto, te recomendamos leer:


"Nuestra búsqueda de la verdad es constante (por etapas), y el inconformismo e imperfección humanos nos deja cerca de una realidad: lo que hoy damos por bueno, tal vez mañana lo eliminemos, de este sitio y de nuestros principios"

Saludos a quienes nos ven desde: Alemania, Arabia Saudí, Argentina, Australia, Austria, Bangladés, Bélgica, Belice, Bolivia, Bosnia-Herzegovina, Brasil, Bulgaria, Cabo Verde, Camboya, Canadá, Chequia, Chile, China, Colombia, Corea del Sur, Costa de Marfil, Costa Rica, Cuba, Dinamarca, Ecuador, Egipto, El Salvador, Emiratos Árabes Unidos, Eslovaquia, Estados Unidos, España, Finlandia, Francia, Georgia, Ghana, Grecia, Guatemala, Honduras, Hong Kong, Hungría, India, Indonesia, Japón, Kenia, Irlanda, Israel, Italia, Letonia, Líbano, Malasia, Malta, Marruecos, México, Nepal, Nicaragua, Noruega, Países Bajos, Pakistán, Panamá, Paraguay, Perú, Polinesia Francesa, Polonia, Portugal, Puerto Rico, Reino Unido, República Checa, República Dominicana, Rumanía, Rusia, Singapur, Sudáfrica, Suecia, Suiza, Tailandia, Taiwán, Túnez, Turquía, Ucrania, Uruguay, Venezuela, Vietnam...


COLABORACIÓN MUTUA

En esta nueva etapa del sitio... podemos insertar tu obra: plástica, relato, novela, ensayo -si la temática es disidente (no necesariamente), heterodoxa, etc.-, por entregas..., y poemas (de todo tipo)... Otros poetas (Ana Mª Espinosa, Belquis Castillo, David González, Kety Alejandrina Lis, Laura Giordani, Luis Antonio de Villena y Víctor Gómez Ferrer) han intervenido aquí hace años. Muchas gracias a todos.



Distancias

.
.
.
estos dedos y estas dos manos
que abiertas son ocelos que no saben
interpretar el mundo
que extendidos sólo alcanzan
mis propios arrabales
son nociones de lo abstracto
del presente continuo en el que habito
a infinita distancia de otras distancias
continuas e infinitas
.
.
.
poessia
.
.
.
.

El hombre de neandertal

.
.
.
Retumba en las cuevas
retumba en La Araña
retumba en el Ampurdán
.
Sus secretos en la cumba
terra-urna-arca-geo-tumba
.
Se ha perdido un eslabón
en la cadena de un homo
y su genoma es un dios
inalcanzable y sórdido
.
Un palimpsesto es su cráneo
contenedor de datos
y el tiempo es una pluma
que ayunta sobre la arena
silogismos convergentes...
yuxtapuestos... divididos...
.
Mi pregunta es un hilo
que no cede en su línea
transitoria y constante
Mi conciencia es una apócrifa
sagacidad inmóvil
.
Mañana nunca llega
lo neandertal profiere
.
.
.
.
poessia
.
.
.

Reencarnado en tique

.
.
.
.
He encontrado a Heracles en una bolsa de patatas,
cuando caminaba por un supermercado
en mi pueblo. Y Hera me pisaba los talones: majestuosa,
con un vaquero ceñido y unos ojos brillantes
que asemejaban dos estrellas niqueladas de llanto
y de sangre. La cajera, con sus dedos de pianista,
rozaba las yemas sobre tecla de una
molécula del dios del siglo XXI, y esperaba en mi mano
la oración del momento. He sido bendecido
por un sicalíptico clérigo de la orden cluniacense,
reencarnado en tique. Marcho hacia mi casa,
con bolsas repletas de lo que no conozco,
pues vivo en espejismo. Mañana despierto,
cuando el estómago vacío maneja los hilos
que el cerebro utiliza, que elabora la idea,
que me abre los ojos. Un supermercado me espera,
y una esquina es el punto que separa los caminos
que existen; es decir, dos.
.
.
.
poessia

ósmosis de ausencia

.
.
.
.
lanzas tu lanza
al interior del remolino
...............v
...............v
...............v
...............v
...............v
desconcertante hacinamiento
para tu ósmosis de ausencia
y perseveras perseveras
como un licántropo alienado
con el casto propósito del mártir
.
mientras tanto
suenan clarines y trompetas
de belleza en espesura
.
dardo un dardo hacia el vórtice:
infinita tolerancia
.
.
.
.
poessia
.
.
.
.

Mi gato




Mi gato no recuerda su nombre.
Ronronea todo el día
sobre el sofá predilecto
de mi abuela en ruinas,
y parece pensar en un nombre,
soñar en un nombre (¡hay tantos!),
y da vueltas sobre sí mismo
mordiéndose la cola.
A mi gato, a mi gato
le duele el corazón:
no recuerda que es gato.




Óscar Distéfano

(Por cortesía del autor)

Stop

.
.
.
Voluptuosa mujer.
.................................Viste de sangre
pincelada y tatuada sobre lienzos
que acarician su carne de café.
Los cerros de su boca
son dos dunas eléctricas que ocultan
oasis o profundos pozos o ecos
que novelan palabras sin sonido
y sin forma.
..................Ella es África.
.......................................Y me indaga,
como dos continentes que se indagan,
remotos, seducidos, vigilantes...
Ella es sexo y stop.
Mi cerebro es un hilo indefinido,
y mi tiempo un reloj y un ultimátum:
amenaza un tic tac.
...................................Mas ha llegado
el instante o minuto en que cruzar
la puerta es libertad
....................................o es espejismo.
.
.
.
poessia
.
.
.

XXXIII

.
.
.
Entúbale.
.
Y dale placebo. Y alimenta al vegetal.
.
..............................Y deja que se pudra
.
Lentamente.
.
La vida es sa(n)grada. La vida sin vida.
.
......................El parpadeo involuntario.
.
.
Entre dos leves
.
zumbidos
.
ciento veintiséis canales
.
de pago.
.
.
.
.
Del poemario "Huérfanos aún", que se publicará en 2010
.
.
.
Víctor Gómez Ferrer
(publicado con su aquiescencia)
.
.
.

Lola

.
.
.
Lola un grano tenía en la nariz.
Sus dos aros azules... dos luceros,
dos estrellas de añil y mil preguntas;
una mujer espeluznante y fiera.
Lola un grano tenía en la nariz.
Sus manos... dos arañas engañosas,
tejedoras de amor, de amor de araña
que te enreda en su tela lentamente.
Me dio para beber sangre de sapo,
con la pócima amarga que tragué,
como quien traga pez. Y desde entonces,
todas mis circunstancias han cambiado,
pues descubrí el secreto del espejo.
Lola un grano tenía en la nariz.
.
.
.
.
poessia
.
.
.

Belleza

.
.
.
.
A mi querida amiga Ana Muela Sopeña
.
.
.
.
.
Belleza. Vocablo incontenible.
Vocablo infinito. Profundidad del alma
(nadie sabe qué es el alma).
Belleza, palabra incombustible.
Palabra desprendida, porque mora en la distancia:
la suficiente y la insondable.
Belleza: grito del que sufre, quien se aferra a la armonía.
Anhelo de esperanza y esperanzador anhelo.
Yo pronuncio su nombre: belleza... y un velero
cruza el horizonte sobre la balsa lunar
que acuna un mercurio azul.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: curiosidad0.spaces.live.com

Paciencia cúbica

.
Una mesa de cristal, cuyas hebras de azafrán dibujan pájaros de ocaso, flota sobre el alma de la carne de un roble, y emite estrellas que tiritan concupiscentes y humanas.
.
Sobre la mesa, una mano cercenada pide y espera. Su figura es un reflejo lunar y ondulado; voluptuosos son sus dedos, de yemas solidarias, de infinitas espirales que se expanden en el tacto al porvenir.
.
El silencio absoluto se quiebra en zigzag, la penumbra absoluta se quiebra en zigzag.
.
La paciencia cúbica anhelante, con el tiempo cúbico converge, geométricamente.
.
A un gato negro invisible le fulgen sus luceros invisibles, y la plástica ambiental, transmuta un color, misteriosamente.
.
Un jilguero se posa sobre el filo de un hombre, para cantar palabras: mesa, cristal, ocaso, luna, yema, silencio, gato, roble y color.
.
Ahora un niño juega en mis ojos, ahora un niño cierra una puerta, ahora un niño nace (o poema), ahora un niño muere en la guerra...
.
.
.
essia)
.
.
.
.
imagen: mirandoalaluna.blogspot.com

Es un espejo azul

Brown
.
Es una llegada a un nido despoblado,
cuyo petrificado claustro es el arte de expresar
desde dentro la canción de la armonía
o fotograma de coro consanguíneo.
.
Black & white
.
Es un rugido que,
deliberadamente, el universo omite,
y unas descoyuntadas fauces
que entre bambalinas maquinan los más viles espantos.
.
Azul
.
Es un espejo azul de paciencia infinita,
que te espera silencioso,
que te espera perenne,
que te espera atribulado.
.
Plata
.
Es un plenilunio que,
deliberadamente, el universo omite;
es ansia en el camino por descubrir la luz.
.
Crême et le sang
.
Es una ecuación gramatical en la cadena semántica.
Y un verbo soterrado.
Y entre dos hemistiquios un latido:
intersticio o cesura de sangre.
.
Noir
.
Es una incisión en la carne anestesiada.
Un porvenir lacerante.
Un mañana inaccesible.
Un sector común.
Un eclipse solar que,
deliberadamente, el universo omite.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: histoiredemo.blogspot.com

Visión

.
.
.
Un Camino invisible hacia las cumbres
de belleza sumida en grutas cálidas,
donde habitan Terpsícore y Erato,
para tentarte siempre con sus verbos.
.
Una vía entre el vértigo estelar,
con nebulosas llenas de nereidas
y los signos de Clío y de Calíope.
.
Naufragios avistados en la niebla
entre la luz rojiza del crepúsculo,
con Urania y Melpómene sonriendo.
.
La iniciación al rayo creador
a través de Polimnia y de Euterpe.
.
Y la novena musa jugando al escondite,
mientras tú escribes haikus en la arena.
.
.
.
.
Ana Muela Sopeña
.
.
.
.
imagen: lenguasmordidas.blogspot.com

Una casa de teselas


.
.
.
Soneto es una casa de teselas,
que se edifica en base a un orden pre-
establecido; o sea, las primeras
estrofas, los cuartetos, sirven para
.
la construcción de su carcasa, para
que sus cimientos versen su estructura.
Y las otras estrofas, los tercetos,
concluyen como estética, coinciden
.
con algún desenlace, con algún
aforismo o sentencia, y al final
surge el último verso: es como un beso
.
que una cámara da; cierta instantánea
de ese lar consumado, de la arcilla,
del sello con que el ente lo rubrica.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: www.gaudidesigner.com

Dije espejo

.
.
.
Completamente inmóvil dije ne... gro,
Contemplando la noche desde un nido
Blando, blanco y barroco: prado de... gro-
Sellas, moras, cerezas...; de cupido
(Dios de la fruta perforada): flecha
Que impacta en las cerezas, fresas, moras
Y grosellas. Y dije verde mecha,
La que prende dos bocas en las horas
De un tiempo que a destiempo es el destino,
Por no nombrar azul, matiz onírico.
Completamente móvil dije espejo,
Y me inquirí los ojos: vi el camino
Que relaciona al épico y al lírico,
Que relaciona al alma y al pellejo.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: comunicaverdad.blogspot.com

Unas tijeras para el tiempo




.
un punto otro punto y pausas,
y pausas y pausas y puntos...
una voz empuja mi cabeza, y mi cabeza de mi tronco tira,
y mi cuerpo se asienta, sobre una silla negra se asienta
todo es negro, es infinito
y, en el centro del ensueño, los puntos son blancos
la blanca voz de una mujer puntea
y una bolsa de arroz intermitente cose
un punto blanco sí y un punto negro no
los acentos se desbocan de las letras de un pi-á-no
canta Lisa Ekd-á-hl "What is this thing called love"
y mis brazos se extienden para alcanzar el tiempo
que no se mide
.
.
.
poessia
.
.
.
.
.
.
.
Nota: recomiendo la lectura de este poema al mismo tiempo que se escucha la música de la canción referida


imagen: pixabay

Un existencialista vómito angustioso



Qué ingratas las distancias
en aquellos momentos que surgen como vórtices humanos.
Soledad es un lugar perdido entre la bruma.
La muerte espera solitaria, disuelta como sal.
Hay unas manos invisibles que esculpen cristales o lexemas,
para formar metáforas y símbolos, sinécdoques y metonimias
de toda índole o razón.
Hay una esencia invisible que insufla inyecciones de memoria
e insufribles viajes a través del tunel del tiempo...
.
Vomitó desde su boca un cuchillo de palabras afiladas.
Apenas unos centímetros separaban su espacio del mío.
El tren era una barca.
La estación una porción de mar, y el mar un Pacífico.
Vomitó desde su boca conejitos no blancos,
no conejitos de Cortázar, literatura... ¡no!
Vomitó mi angustia, vomitó la tensión reminiscente en el vagón.
Yo, vomito monemas entre la arena y el agua.
.
.
.
poessia
.
.
.
imagen:urielpascual.blogspot.com

Mar paliada

.
.
.
"Estrellas campesinas de una noche
calladas anglicanas van sellando
serenas endulzando mi presente"
.
Inês Marucci
.
.
.
.
.
Las estrellas se orgasman,
las estrellas se olvidan,
como las mariposas del gran cosmos,
como los negros pétalos nocturnos.
.
Las amapolas de agua sellan olas,
boca a boca sonrisas, boca a boca corolas.
.
Lánguida y solitaria, la noche está serena
como barca que adorna,
como velero sobre mar paliada.
.
Un candor, una calle,
un campo, una ribera, una atalaya.
.
.
.
poessia
.
.
.
decay.bloginom.com

Esta tarde... -Ana Mª Espinosa-


.
.
.
Esta tarde caminando por la calle
me he sentido caktail con patas
de distintas sustancias;
explosiva, burbujeante
embebida por los labios del tiempo.
Después me supe en la misma plaza
mimetizada agua
en el sepia de la fuente;
.......................fluía.
.
.
.






.
.
.
De qué color es la esperanza
en qué lugar crece
cómo resiste
a dónde va si es aire
el último baluarte del guerrero
.
.
.
.
Ana Mª Espinosa









En silencio -Belquis Castillo-




Me pliego
me aturdo
atormento
un ciclón me estremece
abdico los brazos
las plumas
los follajes
se rompen
pulverizo las lajas
los puños apretados
¡en silencio!
me agito
enroscando mis sentidos
piel de rosa,
orquidea y azucena
me abrazo
exorcizo los dedos



la boca
vapor púrpura silente
se desvanece
sobre mi velo olvidado
¡en silencio!
ardiente torbellino
bígara de saliva
labios
boca
lengua
se besan
me beso irreverente
te beso alucinada







Belquis Castillo



Máscara loca

.
.
.
Una sonrisa volaba
.
De boca en boca
.
La secuestró un arlequín
.
Para su máscara loca
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: www.a2000.es

La noche

.
.
.
Se escapan no asoman el velo ni el aire
las turbas aladas no entran no salen
las sienes de seda se espesan
retumban
se tensa en su rumbo
el sordo
violento batir de los redoblantes.
El tiempo que ocupa el ocaso
se pierde en su fiebre
y un sol de abalorios desciende
se esconde
desprende
su estancia en esferas de hielo
en tanto la espuma
salta pica muerde
se vuelve
se envuelve
moja
se deshoja sobre los remansos
para en un momento caer como un grito
mansedumbre y paz
la noche.
.
.
.
Ketty Alejandrina Lis
.
.
.
imagen: puntoh.ning.com

Kolya
















.
.
.
Un perro negro en mi casa,
hubo;
negro,
como una noche cerrada.
Hubo...
cánidas y subyacentes lunas,
tras brumas que fijaban luces a mis ojos fijadas.
.
Hubo en mi casa un perro,
negro,
como ánforas áticas, como un gato negro,
como escribir sin alma.
.
Hay en mi casa un perro transmutado en fotograma,
transmutado en atomismo
de Demócrito y de Russell,
de polvo y de nada.
.
Hay un sueño en mi locura: que en mis manos posen
su hocico, sus ojos de avellana, su calma,
su silencio de perro, su cálida lengua
y su enigmática distancia.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
imagen: btanuncios.com

Una niña gritaba


    Hoy, en un despertar, dos lechuzas marcaban las tres. Una niña gritaba: ¡papi, papi, dónde estás? El silencio era don dios, que dejó de ser don dios porque una diosa reinaba. Una niña gritaba: -¡por favor, que alguien me ayude! Los duendes asomaban sus cabezas como brotes nocturnos de capullos oníricos. Más imbécil que torpe, más torpe que indeciso, más indeciso que asustado, más asustado que inmóvil, subí las escaleras hacia el cielo, para llegar hasta la diosa que habitaba en el tormento. La fundí con mi abrazo y abdicó de su trono.


poessía




Cíclope


Hoy el micho está triste
se pasea con su sombra
por los arrabales de su muerte
Hoy el micho está triste
sus ojos son dos nimbos
que prometen diluvio
La gata está distante
perdida en el silencio
guarida del alma
La gata está distante
y la noche es la luna
en el sueño de un gato
o cíclope que lo acecha
.

.
.
.
.




poessia
.
.
.
.
la imagen en:fotos.gatitos.org

Horus, Crôlled y Kòrpok



El mundo se siente observado por una omnipresente paloma.
Hay gorriones en el aire, en un espacio de palomas...
Águilas surcan la vanidad del cielo.
Crôlled es un cuervo que platica;
posa sus alas sobre atriles dibujados en la niebla.
Los pardales, atentos, escuchan al cuervo:
córvido de carnaval; dos espejos, redondos y azules,
en la base de su pico, nos narran historias didácticamente
(Eneida, El Mercader de Venecia, Don Juan...).
Horus en el tiempo flota. Los gorriones se dispersan,
y Crôlled administra la majestad del segundo.
Llueve, de sus ojos llueven recuerdos.
Ha pasado la vida con su catana elegante:
selección natural; condiciones mutantes.
Horus pía, con esa su voz de melancolía,
y todos los pardales acuden a un espacio de palomas
mientras unas águilas surcan la vanidad del cielo.
Horus interroga a Kòrpok: gorrión albino,
de mirada profunda, de infinito misterio;
enigmático pájaro y piador diverso;
conversador de vientos, sabedor de todos los vuelos...
Le responde, tímido y lumbreras, con un recital de cantos.
La rapaz renuncia a diligencias y a preguntas,
mas una le queda:
¿cómo es posible que, siendo tan sólo un simple pájaro,
sepas de tan altos vuelos si, a tan corta edad, apenas
has volado unas leguas de tu nido?...
Y se aleja batiendo sus poderosas alas.
Los gorriones se dispersan. Horus desaparece.
Y una paloma, del limbo de las respuestas,
aparece serena, con una rama en su pico.
.
.
.
.
poessia
.
.
.
.
La imagen está recogida de esta web: http://danawilde.blogspot.com

Siete reflexiones en dos posa vasos





Qué aburrido es el mundo
cuando sólo soy yo,
qué pequeña es la vida
más acá de la burbuja
que mis cinco sentidos captan,
qué insignificante es mi existencia
comparada
con la gran historia humana,
qué menudo es mi gozo en el fiel
si al otro lado se hallan
los jolgorios de todas las culturas,
qué proceso de olvido
como estrella que huye
es la luz que se apaga
cuando el último aliento
es el paso que lleva
a un camino que conduce
a un lugar llamado nada,
qué espacio más exiguo
la coraza de un alma,
qué versos más excelsos
los que nunca se han escrito.
.
.
.
.
.

poessia